superior

viernes, 15 de septiembre de 2017

Lubina a la sal rellena de limón



El horneado a la sal, una técnica muy fácil,  cocinar a la sal es cómodo, rápido, limpio y el resultado es de lo más satisfactorio y de lo más ligero, cocinas sin calorías añadidas pero sabrosas y te llevaras más de una grata sorpresa cuando pruebes el resultado. El horneado a la sal,  permite que la lubina se cocine sin apenas grasa y quede jugosa y con un sabor suave y delicado. Prueba cocinar esta Lubina a la sal rellena de limón y repetirás.

Ingredientes para 4 personas

1 lubina de 1.200 g entera pero eviscerada 2,5 kg de sal gorda 1 limón 1 huevo Aceite de oliva Hierbas aromáticas Sal y pimienta

Lavar y secar la lubina, tanto por dentro como por fuera, pero no desescamarla. Cortar el limón en rodajitas finas.

Picar finas las hierbas aromáticas. Sazonar el interior de la lubina con un poquito de sal, pimienta y las hierbas aromáticas. Regar con un poquito de aceite y rellenar con las rodajitas de limón.

Poner la mitad de la sal gorda extendida en la bandeja del horno. Colocar la lubina en el centro y cubrirla con el resto de la sal gorda. Humedecer la superficie de la sal con un poquito de agua, presionar ligeramente con las manos para que la lubina quede completamente cubierta y pincelar con la clara.

Hornear a 220º C durante 25-30 minutos. Sacar del horno, golpear la superficie de la sal para romperla. Retirar la sal y la piel del pescado, sacar los lomos y servirlos.

Puedes acompañar la lubina a la sal con mayonesa o salsa tártara servida aparte, o incluso con una salsa dulce de fresas o frambuesas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario